CRÓNICA: Feliz goleada ante el Diocesano

CD Azuaga: Carlos; Isaac, Álvaro, Nono, Ruby; Kiko, Moisés, Copito, Pelu (J.Rodríguez, 67'); Enrique (Neftalí, 75'), Chepe (Emilio, 88').

CD Diocesano: Miguel; Valentín, Sergio, Iván, Isaac; M.Alcázar (Jaime, 55'), Juanlu; Adrián (Abuelo, 59'), Tete (Alberto, 66'), Turra.

Goles: 1-0 Enrique (29'); 2-0 Copito (86'), 3-0 Chepe (87').

Colegiado: Miranda Bolaños.

Incidencias: Municipal de Azuaga. En torno a los 650 espectadores. Se guardó un minuto de silencio en memoria de Ángel Guerrero Henares, ex directivo y colaborador del club, junto a la puerta que tantos años ocupó.

El Municipal de Azuaga vibró y disfrutó de una memorable victoria rojiblanca que tuvo todos los alicientes: goles de bella factura, dominio en el primer tiempo, sufrimiento en el segundo y sentencia en los últimos minutos.

El camino lo allanó Enrique cuando el cronómetro estaba cerca de señalar la media hora. Cabeceó a la red un córner botado por Pelu para hacer el 1-0 ante el Diocesano y el 36º tanto en su cuenta particular, dato que le confirma como el máximo goleador histórico del club en la categoría.

Antes, los rojiblancos ya habían tenido varias ocasiones para adelantarse tras un inicio fulgurante que les sirvió para dominar la primera mitad. Copito tuvo la más clara entre varias oportunidades de peligro local.

El guion cambió tras el descanso, cuando el Diocesano dio un paso adelante en pos de un empate que estuvo cerca de conseguir. El Azuaga, que se defendía a capa y espada, encontró luz en el cerrado cielo matutino de la forma más inesperada: Copito, desde su propio campo, envió a la red un disparo que solo él vio viable, y que puso en pie al Municipal de Azuaga.

Sin tiempo para digerir la alegría, el propio Copito propiciaba el robo de balón tras el saque de centro. Kiko confirmaba la recuperación y el esférico caía en pies de Chepe, que batía en el mano a mano al meta rival para terminar de desatar la euforia local.